Wall Street durante las grandes guerras: geopolítica versus beneficios empresariales

Este es un tema bastante importante de cara a la inversión pues nos enseña que a pesar de todo, lo que realmente cuenta en los mercados es que las empresas obtengan beneficios, y que los mismos pueden ser obtenidos a pesar de noticias que nos hablan del “fin del mundo”.

No obstante, antes de seguir he de decir que esto aplica, sobre todo, al poderoso mercado de los Estados Unidos, el verdadero motor del capitalismo de los últimos 100 años y que casi siempre ha tenido la “suerte” de tener las guerras bien lejos.

Otros, como Alemania, Francia o Rusia no tuvieron tanta suerte, resultando que la gran mayoría de empresas que cotizaban en las bolsas de esos países en 1916 no existan hoy en día, siendo el caso ruso particularmente importante en este sentido porque allí, en verdad, las bolsas sí que vivieron un “fin del mundo” con el advenimiento del comunismo que duró más de medio siglo.

Por lo tanto, a veces sí que esas noticias del “fin del mundo” nos traen auténticos descalabros en las bolsas, de los cuales las anteriores jamás logran recuperarse, como los casos ruso o cubano.

Veamos, no obstante, qué es lo que ocurrió en la bolsa estadounidense en los años en que su país estuvo envuelto en grandes guerras en el Siglo XX.

Estamos hablando, nada menos, que de guerras mundiales – las dos primeras – y de guerras regionales importantes como la de Vietnam o la coreana.

Para hacernos una idea de la magnitud de las mismas, en la Segunda Guerra Mundial murieron 291.557 solados estadounidenses, por 53.402 en la Primera, 47.424 en la de Vietnam y 33.686 en la de Corea.

Qué duda cabe de que el efecto de que la guerra tenga lugar en un país o no tiene un efecto brutal en el comportamiento bursátil.

Los Estados Unidos tuvieron la suerte de cara en el Siglo XX, con todas esas guerras lejos de suelo estadounidense, salvo Pearl Harbour en la IIGM.

Dejaré el caso de Francia, un país que sí fue afectada fuertemente en su territorio por las guerras, para otro artículo.

La Bolsa de Estados Unidos en la Primera Guerra Mundial

Desde el verano de 2014 hasta finales de ese año la Bolsa de Nueva York permaneció cerrada pero eso no impidió que se siguieran negociando acciones en los brokers.

Esos meses significaron un mercado bajista en el Dow que lo llevó de 60 a 49, un fuerte descenso pero para nada catastrófico.

Después de tocar fondo en noviembre de ese año, resulta que tenemos la primera sorpresa al ver como en un mundo en guerra, la bolsa de Nueva York subió más de un 100% hasta bien entrado 2016.

Más tarde, la bolsa volvió a experimentar un mercado bajista de casi el 40% que lo llevó a 66 puntos, para al final volver a rebotar hasta casi 90 cerca del final de la Primera Guerra.

Aquí ya podemos ver como incluso con una guerra mundial de por medio, las empresas norteamericanas tuvieron un comportamiento positivo y terminaron la guerra un 30% por encima de cuando la empezaron, lo cual no está nada mal.

A esto último tendríamos que quitarle la inflación, bastante alta, pero también añadirle los dividendos.

Increíble como en medio del frente occidental, con cientos de miles de soldados europeos muriendo, el mercado americano fue capaz de doblarse en valor.

Primera Guerra Mundial

La Bolsa de Estados Unidos en la Segunda Guerra Mundial

La Segunda Guerra Mundial tuvo un comportamiento similar al de la Primera, con una fase inicial difícil, en la que el Dow Jones cayó del orden de un 35% durante un par de años, los que Alemania iba ganando la guerra.

Segunda Guerra Mundial

Cuando parecía que llegaba el fin del mundo con la victoria nazi, los Estados Unidos entraron en guerra y cuando empezaron a morir decenas de miles de soldados norteamericanos, la Bolsa de Nueva York tocó fondo y comenzó un mercado alcista de más del 110% hasta que terminó la guerra.

Aquí como muchas otras veces Wall Street nos enseñó que el mejor momento para invertir en el mismo es durante las grandes crisis, cuando todo el mundo lo daba por perdido.

La Bolsa de Estados Unidos en la Guerra de Corea

La Guerra de Corea tuvo lugar en los años en que la Bolsa americana comenzó a sacudirse de la Gran Depresión.

En esa guerra, la cual involucró a medio mundo, con los Estados Unidos enfrentados a China y en la que murieron muchos soldados norteamericanos, el Dow Jones tuvo un comportamiento muy bueno, con una subida casi constante desde los 2.000 hasta los 2.500 puntos y sin experimentar mercados bajistas de por medio.

En esa guerra los inversores estaban realmente optimistas, y salvo las noticias de los reveses militares, la bolsa americana se comportó bien.

Los beneficios empresariales fueron más fuertes que las malas noticias.

Haz click aquí y abre una cuenta desde 5 USD con uno de los mejores brokers del mercado

Aviso de riesgo: los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de que se pueda perder el capital rápidamente debido al apalancamiento. Entre el 74 y el 89% de los inversores de cuentas minoristas pierden dinero cuando negocian con CFDs.

La Bolsa de Estados Unidos en la Guerra de Vietnam.

Esta es la última gran guerra del Siglo XX en la que el gigante norteamericano tuvo una cantidad significativa de bajas militares.

La misma, curiosamente fue una de las que peor le sentó a la bolsa de ese país, quizá por el hecho de que perdió la misma, aunque visto desde una perspectiva más amplia parece difícil de creer que los difíciles años de beneficios empresariales de los Estados Unidos a finales de los 60 y durante los 70 se debieron a que perdieron el mercado vietnamita. Más bien estaríamos ante los efectos de los grandes ciclos a largo plazo, con una época inflacionaria brutal que llevó los tipos de interés a casi el 20%.

Durante esos años, desde 1964 hasta 1975, en los que los Estados Unidos intervinieron más activamente en Vietnam, la bolsa tuvo una serie de altibajos y estuvo metida en un mercado lateral que duró más de una década con mercados alcistas seguidos de bajistas en una especie de yoyo sin fin.

Esto a primera vista no parece excesivamente malo, pero cuando incluimos la inflación terrible de esos años nos da un resultado bursátil bastante peor que en ninguna de la guerra anterior y solo comparable al de la Gran Depresión de los años 30.

Las guerras en Wall Street

Como vemos incluso algunos de los considerados como mayores acontecimientos geopolíticos de la historia, con las guerras que provocaron mayor número de muertos como la Primera o Segunda Guerras, la Bolsa de Wall Street pudo superar dichos obstáculos y tener incluso mercados alcistas muy importantes en medio de las mismas.

Por ejemplo, el mercado alcista de 1943 a 1945 fue particularmente épico, en medio de las mayores batallas de la historia mundial como el Dia D, Kursk o Golfo de Leyte.

No obstante, como dije al comienzo, esto es algo un poco engañoso pues estamos hablando de Wall Street, que es la bolsa de un país, mientras que otros países como Rusia, el mismo Vietnam, Alemania o incluso España durante su guerra civil, tuvieron peor suerte al sufrir guerras totales en su territorio.

Pero bueno, incluso así es curioso ver como la bolsa por antonomasia se comportó de manera casi alcista en muchas de las grandes guerras de la historia moderna.

Gráficos cortesía de Macrotrends

Visita nuestro broker recomendado para Acciones

Visita nuestro broker recomendado para Forex

Visita nuestro broker recomendado para España

Aviso de riesgo: los CFDs son instrumentos complejos y tienen un alto riesgo de que se pueda perder el capital rápidamente debido al apalancamiento. Entre el 74 y el 89% de los inversores de cuentas minoristas pierden dinero cuando negocian con CFDs.